Hacer
Hacer

Algunas formas inteligentes de gastar tu plata (sin caer en el Cyber Monday)

Si sos de los que creen que el consumo no hace la felicidad, estas son algunas alternativas para vos.

30 de Octubre de 17 . 13:46hs
mm

Redacción Aconcagua

Se largó una nueva maratón de descuentos. Esta vez se llama Cyber Monday aunque dura hasta el miércoles. Serán días de tentadoras ofertas y bombardeo publicitario constante, cortesía de unas 430 empresas, un 35% más que en 2016, según datos de la Cámara Argentina de Comercio Electrónico (CACE).

Sin embargo, no todos se contagiaron de la fiebre del consumo. Las redes sociales reflejaron la decepción y hasta la bronca por algunas ofertas truchas. De hecho, sitios como Ciberlunes se dedican a juntar data de varias empresas para comparar el precio anterior de varios productos y el descuento que hacen durante estos días.

Si sos de los que creen que el consumo no compra la felicidad, en ACONCAGUA te presentamos algunas opciones diferentes para gastar tu dinero en tiempos de consumo fácil.

Experimentá

La paradoja de Easterlin es un concepto clave en la llamada economía de la felicidad, que pone en cuestión la idea de que cuanto mas dinero tenga una persona, mayor será su nivel de felicidad. En 1974 el economista Richard Easterlin probó que el dinero compra la felicidad, pero sólo hasta cierto punto. Al comparar los resultados de varios países, encontró que el nivel medio de felicidad de los sujetos con las necesidades básicas cubiertas casi no variaba.

“Uno de los enemigos de la felicidad es la adaptación, la costumbre”, sostiene el doctor Thomas Gilovich, profesor de psicología de la Universidad de Cornell, quien estudió la cuestión del dinero y la felicidad por más de dos décadas. “Compramos cosas para hacernos felices y tenemos éxito. Pero sólo por un tiempo. Las cosas nuevas nos entusiasman al principio, pero luego nos adaptamos a ellas”, explica.

Por eso, según esta teoría, asistir a un museo, a un recital o hacer actividades al aire libre generan mayor satisfacción que comprarse el último smartphone o zapatillas nuevas. “Nuestras experiencias son una parte más importante de nosotros mismos que nuestros bienes materiales”, dice Gilovich.

Si querés experimentar, acá está la agenda de los Museos Nacionales, que tienen entrada totalmente gratuita.

Ayudá

Paradójicamente, dar nos genera más ganancia que recibir. Al menos, si lo medimos en términos de felicidad. Un estudio realizado por la Universidad Complutense de España, señala que ayudar a otros tiene efectos muy positivos y puede hacer sentir más felices a las personas que brindan la asistencia.

Muchas veces pensamos que estamos haciendo poca cosa o que lo que hacemos por otros no es suficiente, pero sin duda, estamos contribuyendo en algo positivo cuando ayudamos a otras personas y esa acción nos puede hacer sentir mucho mejor.

“La solidaridad nos hace más felices, desde el altruismo”, asegura el profesor Josep María Serra Grabulosa, de la Universidad de Barcelona. “Aunque uno a nivel individual piense que está haciendo poca cosa, está contribuyendo al bienestar de las personas y eso es algo que se distribuye y acaba construyendo una sociedad más solidaria y, por tanto, más feliz”, explica el científico.

 “No hay necesariamente relación entre las condiciones materiales de vida y la felicidad”, sentencia Grabulosa. “Creo que la felicidad de una sociedad depende en parte de la capacidad que tenga de generar flujos entre las personas”, insiste.

Si querés donar o colaborar con una causa y no se te ocurre cómo, acá hay algunas opciones. 

Ahorrá

Está claro que ahorrar dinero genera seguridad en las personas. Esta sensación nace de la certeza de que tenemos dinero en nuestras cuentas para el futuro. No tener deudas y saber que si nos pasa algo tenemos con qué responder, nos da tranquilidad y, por ende, satisfacción.

Un grupo de científicos dirigido por la firma estadounidense Ally Bank quiso saber que tan felices eran las personas, dependiendo de la cantidad de dinero que tuvieran en sus cuentas bancarias.  El 38% de las personas que tenían al menos una cuenta de ahorros dijo sentirse extremadamente feliz, comparado con el 29% de quienes no tenían una cuenta. El 80% de personas que tenían más de u$s 100.000 ahorrados, eran felices, en cambio el otro 20%, no tenía prácticamente nada de dinero ahorrado y se consideraban infelices.

Socializá

Recientemente, en Estados Unidos se publicó el estudio más largo hasta el momento sobre la felicidad.

Durante 75 años, cuatro generaciones de investigadores estudiaron la vida de unos 700 hombres, preguntándoles año tras año por su trabajo, su salud y sus actividades cotidianas.

Los participantes tenían dos perfiles diversos. Unos eran estudiantes ricos de Harvard, mientras que otros vivían en los barrios más pobres de Boston. Pero a pesar de las enormes diferencias económicas y sociales, la conclusión a la que se llegó después de analizar miles y miles de datos, fue contundente: tener buenas relaciones sociales hace que seamos más felices y estemos más sanos.

Por lo tanto, los expertos recomiendan que, a la hora de gastar, lo hagas en salidas con amigos, cenas con tu pareja, o en programas en familia.

De hecho, hace unas semanas se comprobó científicamente que la pizza nos hace felices. La firma estadounidense DiGiorno filmó un experimento social que revela porqué.

Así que si esta semana invitás a tus amigos a comer en lugar de comprarte un par de zapatillas, estás haciendo la mejor inversión posible.  ^^^

 

  • Isa . 10:50hs

    Me encantó! Esta vez caí en las garras del cyberMonday pero tomo nota para el futuro =)

Domingo

Periodismo positivo. Información para vivir mejor. Recibí noticias sustentables pensadas para vos.

Suscribíte a nuestro newsletter.

Domingo

Periodismo positivo. Información para vivir mejor. Recibí noticias sustentables pensadas para vos.

Suscribíte a nuestro newsletter.